Mostrando entradas con la etiqueta La música y el bebé.. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta La música y el bebé.. Mostrar todas las entradas

Cómo estimular a tu bebé si aun no ha nacido.

Es sabido que el bebé intrauterino, ya con 20 semanas, es capaz de oír sonidos del exterior (enlace). Y no sólo eso, hace pocos años se descubrió que el bebé es capaz de recordar las melodías escuchadas hasta un años después de nacer. Y es esta capacidad, la de estar atento y reconocer los sonidos del exterior la que le desarrolla de forma que tengan mayor atención y concentración cuando nazca.

Además de los sonidos o palabras, puedes desarrollar sus habilidades cognitivas a través del tacto o la presión: cuando el bebé se mueve, los padres aprietan el abdomen suavemente. Por ejemplo, si notan que se ha pegado
una patada, pueden hacer un apretón o, si hace dos se le responde con dos apretones. Se debe acompañar estos ejercicios con palabras cariñosas. Esto es una manera de comunicación, una capacidad que empezará a desarrollarse antes que otros bebés que no practiquen estos juegos.

Se ha demostrado que en términos generales, los bebés que son estimulados de esta última manera, obtienen mejores resultados escolares.




La música y el bebé.


La música relajante es un excelente método para la estimulación del bebé. Se piensa que debe empezar a oír la música (y todos los sonidos) a partir del quinto mes (20ª semana), pero no obstante, los efectos beneficiosos de esta le llegarán aunque no pueda escucharla. Esto se debe al efecto que produce en la madre y que se transporta al niño a través de la sangre.

Cuando el bebé nazca reconocerá y preferirá las canciones que ha escuchado cuando estaba en el vientre materno, ya que las reconocerá como algo familiar. Es exactamente el mismo efecto que puede producir la voz de la madre cuando el bebé la escucha y la reconoce como seguridad.

¿Y qué música prefieren?
El niño no ha creado sus preferencias aún. Normalmente debe ser música que le guste a la madre.
En el primer año de vida sería preferible colocar música especial con latidos que simulen a los de a madre. Existe este tipo de música especial para bebés. Estos les producirán efecto relajante y tranquilizadores.


Después del primer año prefieren música más viva y animada, como "Las cuatro estaciones "de Vivaldi.

Por otra parte, algunos estudios apuntan a que colocar una melodía siempre que se va a realizar un acto en concreto (por ejemplo poner siempre la misma canción antes de bañarse) puede hacer que reconozca y prevea la futura situación. Con esto conseguimos aumentar el desarrollo neuronal del bebé.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...